Lunes, 10 Diciembre 2018 17:18

Hombre con discapacidad logra caminar en su graduación gracias a la tecnología.

Aldo Amenta, un joven venezolano de 28 años, que tenía tres años sin caminar debido a una fractura y ruptura en la médula espinal, logró moverse por el escenario de la Universidad Internacional de la Florida asistido de un exoesqueleto.

Amenta sufrió un accidente el 7 de noviembre de 2015 cuando se lanzó en una piscina poco profunda que lo dejó cuadrapléjico.

El joven estuvo trabajando en su rehabilitación por tres años con un terapeuta de Neurofit 360 en Pembroke Pines, en donde lo prepararon para este momento.

“Fue una experiencia increíble”, dijo Aldo ante los aplausos y alegría de sus compañeros de la universidad.

"La verdadera discapacidad es nuestra incapacidad de entender que todos tenemos diferentes capacidades extraordinarias, discapacidad es una mala actitud, discapacidad es nos vivir con alegría”, reflexionó Aldo en sus redes sociales.

Amenta pudo terminar su carrera gracias a la campaña Ignite de la FIU que le cubrió la matrícula de la universidad, para que su familia pudiera pagar la terapia y los gastos médicos de su tratamiento.

Aldo espera seguir estudiando una maestría para completar su formación profesional.

Ver artículo completo